Finalmente fue sancionada con fecha 19/12/17 la Ley de Reforma Previsional, que se publicar谩 en el bolet铆n oficial con el n煤mero 27.426.

Hacemos un detalle de las modificaciones impuestas por la misma, no obstante su entrada en vigencia a partir de su publicaci贸n en el bolet铆n oficial, hecho este que a la fecha del presente no se ha producido.

 

Movilidad Jubilatoria


Como primera cuesti贸n, y la m谩s controvertida de las disposiciones de la norma, se sustituye el art铆culo 32 de la Ley de Jubilaciones y Pensiones, 24.241, estableciendo un nuevo 铆ndice de movilidad jubilatoria que reeemplaza el vigente, y consta de las siguientes particularidades:

  1. En primer lugar se dispone que las prestaciones siguientes ser谩n m贸viles (es decir, se ir谩n actualizando por un 铆ndice de movilidad que seguidamente veremos):
    • Prestaci贸n b谩sica universal (PBU)
    • Prestaci贸n compensatoria (PC)
    • Retiro por invalidez (RI)
    • Pensi贸n por fallecimiento (PF)
    • Prestaci贸n adicional por permanencia (PAP)
    • Prestaci贸n por edad avanzada (PEA)
  2. La movilidad aludida se compone de la siguiente forma:
    • Un 70 % en base a la variaci贸n del IPC (脥ndice de Precios al Consumidor) Nivel General que elabora el INDEC
    • Un 30% en funci贸n del coeficiente de variaci贸n del 铆ndice RIPTE (Remuneraci贸n Imponible Promedio de los Trabajadores Estables).
    • La composici贸n de la base de la movilidad fue modificada en el tratamiento en la c谩mara de Senadores, ya que contemplaba otras proporciones y la incidencia de la variaci贸n porcentual del PBI, cambios que no fueron luego plasmados en el dictamen que lleg贸 a Diputados.El organismo encargado de realizar el c谩lculo trimestral de movilidad es la Secretar铆a de la Seguridad Social, del Ministerio de Trabajo Empleo y Seguridad Social (MTESS).

      El IPC del INDEC resulta un 铆ndice conocido. No tan as铆 el RIPTE, que si bien es utilizado en muchas otras actualizaciones y para distintos reg铆menes (Ley de Riesgos del Trabajo, Asignaci贸n Universal por Hijo, y m谩s recientemente para actualizar autom谩ticamente los montos de las deducciones previstas en el art铆culo 23 de la ley de Impuesto a las Ganancias), resulta novedoso para muchos, aunque viniera incorpor谩ndose incluso en la f贸rmula anterior de movilidad, que ahora se modifica.

      El RIPTE surge de un informe que elabora la mencionada Secretar铆a de Seguridad Social, dependiente del MTESS, y toma en cuenta la variaci贸n mensual de los salarios de los trabajadores formales registrados. Lo hace a partir de un coeficiente que nace del cociente de estas remuneraciones y el total de los trabajadores registrados en el Sistema Integrado de Jubilaciones y Pensiones (SIJP), a partir de las Declaraciones Juradas con destino al sistema de la Seguridad Social presentadas por los empleadores.

  3. La movilidad se va a aplicar trimestralmente, es decir, cuatro veces al a帽o, en los meses de marzo, junio, septiembre y diciembre de cada a帽o.
  4. La primera actualizaci贸n con esta metodolog铆a ser谩 en marzo de 2018.

 

La controversia suscitada en torno a la modificaci贸n del sistema de determinaci贸n de la movilidad se da en este punto en particular, ya que la ley establece que esta primera actualizaci贸n, a producirse en marzo del a帽o que viene, se realizar谩 tomando en cuenta la variaci贸n del IPC para el tercer trimestre del a帽o 2017, sin considerar todo el tramo desde la 煤ltima actualizaci贸n en el mes de septiembre, provocando la discusi贸n encendida y las cr铆ticas por el efecto del 鈥渆mpalme鈥 entre un m茅todo y otro.

La cuesti贸n fue zanjada, a fin de lograr la sanci贸n de la ley, con la creaci贸n de una suerte de 鈥渂ono鈥, cuya aplicaci贸n veremos m谩s adelante.

 

Haberes M铆nimos Garantizados


Se garantiza el 82% del Salario M铆nimo Vital y M贸vil (SMVM) – que hoy asciende a la suma de $ 8.860, y a partir de enero de 2018 llegar谩 a $ 9.500 – a quienes cumplan las siguientes condiciones:

  1. Ser beneficiarios de la PBU
  2. Acreditar 30 a帽os de servicios o m谩s con aportes efectivos

Esta garant铆a no es aplicable a quienes hayan accedido a la PBU mediante los reg铆menes establecidos por las siguientes normas:

  • Ley 24.476: R茅gimen de regularizaci贸n de deudas para trabajadores aut贸nomos
  • Ley 25.994: Prestaci贸n de jubilaci贸n anticipada
  • Ley 26.970: R茅gimen de regularizaci贸n de deuda para aut贸nomos y monotributistas

 

Opci贸n de continuidad laboral


La ley sustituye el art铆culo 252 de la LCT, estableciendo la nueva redacci贸n, que los trabajadores que re煤nan los requisitos para acceder a la PBU podr谩n optar por seguir trabajando hasta los 70 a帽os, y reci茅n a esa edad el empleador podr谩 intimarlos a iniciar los tr谩mites jubilatorios, no antes.

Se aclara que esto no afecta el derecho del trabajador de jubilarse antes de los 70 a帽os, sino que es una opci贸n para el trabajador que quiera seguir prestando servicios.

Recordamos que los requisitos para acceder a los beneficios de la PBU son los siguientes:

  1. Edad:
    • Hombres: haber cumplido la edad de 65 a帽os
    • Mujeres: haber cumplido los 60 a帽os de edad
  2. Aportes: acreditar 30 a帽os de servicios con aportes computables

Las mujeres pueden optar por continuar su actividad laboral hasta los 65 a帽os.

Hasta la sanci贸n de esta norma, el empleador pod铆a intimar a los empleados para que inicien los tr谩mites jubilatorios, una vez cumplido los requisitos de a帽os de aportes y de edad. En el caso de hombres, de 65 a帽os, y en el caso de las mujeres, 60 a帽os.

No obstante estas 煤ltimas pod铆an optar por seguir trabajando hasta los 65 a帽os si lo deseaban; con lo cual el empleador no pod铆a ejercer la facultad de intimar, en la medida que la trabajadora eligiera seguir prestando servicios hasta los 65.

Hoy este l铆mite de edad se equipara para ambos, hombres y mujeres, llev谩ndolo a la edad de 70 a帽os. Esto no implica que los trabajadores y trabajadoras deban ahora jubilarse a los 70 a帽os, sino que el empleador no podr谩 intimarlos antes de esa edad para que se jubilen, y eventualmente desvincularlos. Con lo cual, si cualquier trabajador, aun cumpliendo los requisitos para solicitar su jubilaci贸n, pretende seguir prestando servicios en relaci贸n de dependencia hasta los 70 a帽os, no podr谩 ser intimado por su empleador para que se jubile antes de esa fecha, y si pretende desvincularlo deber谩 eventualmente desvincularlo, abonando las indemnizaciones pertinentes.

Se remarca que la reforma no cambia los requisitos para acceder a la jubilaci贸n, que siguen siendo los mismos, 30 a帽os de aportes y la edad (hombres 65, y mujeres 60 con opci贸n a 65). S贸lo se lleva a 70 a帽os la edad a partir de la cual puede el empleador intimar al trabajador para iniciar los tr谩mites jubilatorios, si hasta ese momento no los inici贸. Es decir, el trabajador tiene la opci贸n de jubilarse a la edad de 65 o seguir trabajando hasta los 70, a su elecci贸n, y el empleador no podr谩 obligarlo a jubilarse sino hasta que cumpla los 70 a帽os.

El resto del texto del art铆culo modificado no var铆a, por lo que una vez intimado el trabajador (ahora a los 70 a帽os), el empleador deber谩 mantener la relaci贸n de trabajo hasta que obtenga el beneficio jubilatorio, o el plazo de un a帽o como m谩ximo.

Una vez que el trabajador obtiene el beneficio, o transcurrido el plazo de un a帽o desde la intimaci贸n del empleador, el contrato queda extinguido sin obligaci贸n de indemnizar. Reiteramos, esto queda exactamente de la misma forma que antes de la reforma.

El preaviso que debe otorgar el empleador al trabajador (recordemos que para empleados de m谩s de 5 a帽os de antig眉edad el empleador debe preavisar la finalizaci贸n del contrato de trabajo con una anticipaci贸n no menor a 2 meses, y de un mes en caso de antig眉edad menor en el empleo), quedar谩 incluido en el t茅rmino del a帽o citado que corre a partir de la intimaci贸n practicada por el empleador.

 

Reducci贸n de contribuciones para trabajadores en condiciones de jubilarse


La ley prev茅 un beneficio para aquellos empleadores que cuenten con dependientes que re煤nan los requisitos para acceder a la PBU, y es que en este caso, si bien se ingresar谩n los aportes retenidos al trabajador con destino a todos los subsistemas de seguridad social, obra social y dem谩s descuentos legales, no deber谩n ingresar las contribuciones a la seguridad social.

S贸lo se abonar谩n las contribuciones al r茅gimen de Obras Sociales y los importes con destino al r茅gimen de Riesgos del Trabajo.

Por ende, cuando el empleador cuente en su plantilla con personal que re煤na esos requisitos (edad y aportes) dejar谩 de abonar contribuciones a la seguridad social. Recordemos que hasta la fecha el empleador, incluso por trabajadores en condiciones de jubilarse, debe ingresar un 17% del sueldo bruto del empleado con destino a los subsistemas de la seguridad social. Esto adem谩s del 6% con destino al sistema de Obras Sociales, y la contribuci贸n (compuesta por una suma fija de $ 0,60 destinada al Fondo para Fines Espec铆ficos y un porcentaje sobre la remuneraci贸n bruta imponible) destinada a la ART. Esto redundar谩 en un ahorro del 17% para el empleador, debiendo asegurar el Estado la sustentabilidad del sistema, que dejar谩 de percibir estas contribuciones.

Esto implicar谩 a partir de ahora, la necesidad del empleador de obtener la informaci贸n de los trabajadores que se encuentren en esta situaci贸n, para aplicar el beneficio. Pero adem谩s redundar谩 en un incentivo para mantener en n贸mina trabajadores que se encuentren en edad jubilatoria, debido a la disminuci贸n de las cargas patronales.

 

Modificaci贸n del art铆culo 253


Se agrega un p谩rrafo al final del art铆culo 253 de la LCT. Lo que se hace con este agregado es receptar los fallos de la justicia en este sentido, principalmente, y en el plano nacional, la jurisprudencia sentada por el Plenario 321, 鈥Couto De Capa, Irene Marta c/ Areva S.A.鈥, del 05/06/09.

Hasta esta modificaci贸n, sin el p谩rrafo que ahora se agrega, la norma estaba redactada de la siguiente manera (y seguir谩 de la misma forma, s贸lo que con la aclaraci贸n del 煤ltimo p谩rrafo que se incluye a trav茅s de la reforma):

鈥淎rt. 253: En caso de que el trabajador titular de un beneficio previsional de cualquier r茅gimen volviera a prestar servicios en relaci贸n de dependencia, sin que ello implique violaci贸n a la legislaci贸n vigente, el empleador podr谩 disponer la extinci贸n del contrato invocando esa situaci贸n, con obligaci贸n de preavisarlo y abonar la indemnizaci贸n en raz贸n de la antig眉edad prevista en el art铆culo 245 de esta ley o, en su caso, lo dispuesto en el art铆culo 247.

En este supuesto s贸lo se computar谩 como antig眉edad el tiempo de servicios posterior al cese.鈥

Lo que hace el p谩rrafo agregado por la ley 27.426 es aclarar lo establecido por el fallo Couto de Capa en cuesti贸n, esto es, que es aplicable lo dispuesto por el art铆culo 253, 煤ltimo p谩rrafo de la LCT (ahora pen煤ltimo p谩rrafo), al caso de un trabajador que sigue prestando servicios sin interrupci贸n a las 贸rdenes del mismo empleador, luego del goce del beneficio de la jubilaci贸n.

Lo que plantea el art铆culo 253 es la situaci贸n del trabajador que, habi茅ndose desvinculado de la empresa, volviera a trabajar a las 贸rdenes del mismo empleador, para luego jubilarse prestando servicios para el mismo, en cuyo caso la norma establece que s贸lo se debe indemnizar, en caso de despido, por el per铆odo de antig眉edad posterior a la obtenci贸n del beneficio jubilatorio.

El caso que trata el plenario 321, no est谩 taxativamente descripto en el texto de la ley antes de esta reforma, y se da cuando un trabajador que sigue prestando servicios sin interrupci贸n a las 贸rdenes del mismo empleador, luego del goce del beneficio de la jubilaci贸n, es desvinculado.

El plenario estipula que en estos casos es aplicable lo dispuesto por el art铆culo 253, 煤ltimo p谩rrafo de la LCT (ahora ante煤ltimo p谩rrafo, con el agregado de la ley 27.426).

Lo mismo ocurr铆a en jurisdicci贸n de la Provincia de Buenos Aires, donde durante mucho tiempo el criterio sustentado por la Suprema Corte de Justicia de la Provincia de Buenos Aires (SCJPBA), era el de los autos 鈥淔rigerio, Domingo Luis c/Caja de Previsi贸n y Seguro M茅dico de la Provincia de Buenos鈥, del 01/07/03, en donde se interpret贸 que si no exist铆a una interrupci贸n de la relaci贸n laboral, es decir, el trabajador no se desvinculaba para luego jubilarse a las 贸rdenes del empleador como plantea el texto del art铆culo 253, la indemnizaci贸n por antig眉edad deb铆a computarse tom谩ndose en cuenta la antig眉edad total, considerando todo el tiempo de servicio, el anterior a la obtenci贸n de la jubilaci贸n, y el posterior a ese momento, hasta el distracto.

Mediante esta postura se sosten铆a, que para pretender indemnizar por el per铆odo de antig眉edad posterior a la obtenci贸n del beneficio jubilatorio, deb铆a darse un 鈥渜uiebre鈥 en la relaci贸n laboral, que el trabajador deje de prestar tareas, y luego de un tiempo vuelva a prestar servicios en relaci贸n de dependencia.

Este criterio de la SCJPBA fue revertido luego con el fallo 鈥淟iptak Ghiloni, Enrique c/Roberto L. Bottino SACIF鈥, del 05/05/10, alineando la jurisprudencia con la imperante en el plano nacional, a trav茅s del citado Plenario Couto de Capa.

Dicho esto, el nuevo texto del art铆culo 253 queda redactado de la misma forma, con el agregado el 煤ltimo p谩rrafo, y ya no quedan dudas respecto a que en caso de extinguir la relaci贸n de un trabajador que se jubile prestando tareas a las 贸rdenes de un empleador s贸lo se computar谩 a los efectos indemnizatorios el per铆odo posterior al momento de obtenci贸n del beneficio (considerando la fecha del acuerdo de la prestaci贸n como bisagra):

鈥淭ambi茅n es aplicable lo dispuesto por el presente art铆culo al trabajador que sigue prestando servicios sin interrupci贸n a las 贸rdenes del mismo empleador, luego del goce del beneficio de la jubilaci贸n, consider谩ndose la fecha del acuerdo de la prestaci贸n como inicio del c贸mputo de la antig眉edad posterior al mismo鈥.


Subsidio extraordinario en marzo de 2018


Por 煤ltimo, analizamos el m谩s reciente cambio con relaci贸n a la reforma previsional, nos referimos al Decreto 1058/17, que establece una serie de subsidios para diferentes casos, con el objetivo de contemplar la merma producida por el efecto del 鈥渆mpalme鈥 antes comentado, a saber:

Se otorga un subsidio extraordinario por 煤nica vez, por las sumas que seguidamente se establecen, y de acuerdo a las condiciones impuestas por la norma:

  1. Un monto de $ 750 a los beneficiarios de todas las prestaciones siguientes:
    • Prestaci贸n b谩sica universal (PBU)
    • Prestaci贸n compensatoria (PC)
    • Retiro por invalidez (RI)
    • Pensi贸n por fallecimiento (PF)
    • Prestaci贸n adicional por permanencia (PAP)
    • Prestaci贸n por edad avanzada (PEA)
    • Pensi贸n Universal por Adulto Mayor (titulares de la pensi贸n, seg煤n Ley 27.260)

Para acceder al subsidio los beneficiarios tienen que cumplir los siguientes requisitos:

  1. Haber cumplido, al momento de acceder a la prestaci贸n, con el requisito de edad y a帽os de servicio exigidos por las normas vigentes en dicho momento
  2. No poseer haberes devengados a marzo de 2018 superiores a $ 10.000
  3. Un importe de $ 375 a los beneficiarios de las prestaciones por Pensi贸n No Contributiva por Vejez o Invalidez.
  4. Una suma de $ 400 para los titulares de la Asignaci贸n Universal por Hijo para la Protecci贸n Social y/o la Asignaci贸n por Embarazo para la Protecci贸n Social.

El pago de los subsidios (extraordinarios y por 煤nica vez) es abonado en el mes de marzo por parte de la Administraci贸n Nacional de la Seguridad Social (ANSeS), y no est谩 sujeto a ning煤n descuento.

Norberto Lovero